8 de febrero de 2016

“A la IMAGINE de Allariz”. Jardín Ganador en el Festival de Allariz 2015

Hace unos meses el título del post que publiqué era éste: “A la IMAGINE de Allariz”. Jardín finalista en el Festival de Allariz 2015. Mucho tiempo ha pasado desde entonces, muchos visitantes ha recibido el Festival de Allariz, y muchos han sido los votos a la propuesta de Gabriel Ayala, tantos que ha sido proclamado el jardín ganador de la VI edición.

Ya han sido seleccionados por el jurado las propuestas para la VII edición del Festival Internacional de Jardines de Allariz, cuyo lema será:  “Jardines del Futuro”. ¡Permaneced atentos al blog!, veréis antes que nadie los jardines que se verán a partir del próximo mayo en Allariz.

Podéis conocer al detalle el Jardín ganador de este año y el proceso creativo del paisajista en este enlace: aquí. A continuación os muestro fotografías de "A la IMAGINE de Allariz".

Disfrutando del Jardín

Perspectiva del Piano desde la pasarela

Banco - Nota Musical

Arpa

Vista de la pasarela desde el acceso

En el centro se ubica el director. La estructura dirige desde el atrio a la orquesta, que en este caso viene a representar la vegetación

Otro instrumento musical, que en este caso desprende notas y sonidos florales


11 de noviembre de 2015

Jardines para los sentidos. Entrevista con Richard Miers

Por Gabino Carballo

Richard Miers es un diseñador de jardines con 18 años de experiencia en el Reino Unido y otros países. Fue elogiado como uno de los diez diseñadores de jardines más prometedores por la revista House and Garden en febrero de 2011. Invitado a diseñar un jardín de demostración para la feria Casa y Jardín Feria del diario The Daily Telegraph en 2007. En 2012, Richard fue elegido para representar al Reino Unido en la Copa del Mundo de Jardinería en Nagasaki, Japón con su jardín "Serenity".

A pesar de estar enraizado en la tradición consagrada por el tiempo, sus jardines son limpios y clásicos dentro del estilo contemporáneo, con un fuerte sentido de la geometría. A Richard le gusta empezar por marcar la estructura del jardín desde su inicio, ya sea con setos, muros, caminos, terrazas, árboles frutales en espaldera, agua, o una alineación de árboles. Estos dividen el jardín en zonas de escala humana asequible, definiendo espacios y dotando a cada área de un propósito, además de proporcionar refugio, variar puntos de vista de interés y vistas enmarcadas; que ayudan a mantener el jardín estructurado también en los meses de invierno. Esta estructura se suaviza con plantación de bulbos, herbáceas, y arbustos de flor para que con la llegada de la primavera y el verano la emoción de la floración en ciernes añada una nueva dimensión total, más suave, al jardín.

Si hay un motivo transversal a su trabajo es el de del seto curvo que serpentea por los arriates de herbáceas o se manifiesta mediante curvas barrocas sensuales sobre el césped o la grava. La simetría también es importante, junto con un sentido de equilibrio y proporción, da como resultado unos jardines armoniosos y atractivos. Su lema deontológico es: "El buen diseño de jardín es sobretodo trabajo en equipo y comunicación. Transmitir ideas de manera coherente tanto al cliente como al contratista es clave."



Richard Miers presentará su obra y su enfoque de diseño de jardines el 20 de noviembre de 2015 en  la conferencia:

'Jardines para los Sentidos' 

Se celebrará en el Palacete Albeniz (Barcelona) a petición del Institut Botànic de Barcelona y la asociación profesional APEVC.

(Más info al final del post)



Como anticipo a la conferencia y para que podamos conocer mejor a éste reconocido profesional, Richard Miers nos ha concedido una interesante entrevista. En los siguientes enlaces podéis descargaros la entrevista tanto en catalán como en inglés.
            Clic here:                                                                                                                                       Feu clic aquí:
       
                                 


¿Quién es Richard Miers, profesionalmente hablando?
RM Un diseñador de jardines, con 18 años de experiencia.

¿Dónde y cómo, qué empezaste tu formación y tu carrera en diseño de jardines? 
RM Siempre me ha gustado la jardinería, desde muy joven. Comencé en un club de jardinería escolar cuando tenía ocho años 8. Se puede decir que el arte corre por mi sangre, mi padre es artista, pero no estudié diseño de jardines hasta que cumplí los 26 años de edad en el Merrist Wood College. Tras graduarme trabajé como mano derecha de Arne Maynard durante 7 años.

El diseño de jardines se ha convertido en algo muy cerebral y conceptual en los últimos años. Es poco usual, pero parece que estás muy interesado en subrayar la importancia de los sentidos en tu trabajo, ¿de dónde viene esto?
RM Viene de la importancia de que el jardín sea un espacio utilizable y práctico, ante todo, y del hecho de que las teorías intelectuales no siempre son correctas.

The Kitchen Terrace, Surrey, Inglaterra
Tu trabajo parece ser contemporáneo y simultáneamente muy clásico, es una mezcla de clasicismo que se asemeja al minimalismo, pero muy tradicional. ¿Cómo llegaste a desarrollar este estilo?
RM No ha sido un desarrollo consciente, está basado en lo que me gusta ver a mi alrededor y aquello que me parece interesante.

Varios de tus proyectos se organizan en torno a un eje muy marcado, pero las composiciones parecen gravitar hacia el espacio común, donde se ubican estratégicamente una mesa o una zona de estar.
RM Me gusta que mis jardines sean acogedores y que se utilicen. Los asientos y áreas sociales son, por lo tanto, esenciales.

Afirmas que tus diseños comienzan con el cliente y el lugar existente, que absorben la individualidad de cada comisión de manera gradual, pero ¿dónde deja esto a los principios de diseño?.
RM Permanecen muy alto en la lista, pero se aplican en orden de prioridad diverso, en función de la nueva importancia que se les asigne.



Según una entrevista, en primer lugar acuerdas con el cliente un plano estructural del jardín y una paleta de colores, pero tu estrategia vegetal se convierte en “un golpe de Estado”…
RM La verdad es que amo las plantas y las flores mucho más que la obra civil.

¿Pones mucho esfuerzo en el diseño de la plantación? ¿Es el material más importante en tu diseño, por delante de la obra civil?
RM Es necesario invertir en obra civil para poder moverse por el jardín y obtener rincones de estancia que se puedan utilizar en cualquier momento del año, definir áreas, dar a las plantas algo contra lo que crecer, dar sentido a los niveles del terreno con terrazas, por ejemplo. Pero por encima de todo, pienso que la obra civil debe actuar como el fondo sobre el que se exhiben las plantas.

Pareces usar más topiaria que otros diseñadores de jardines contemporáneos, con un fuerte sentido de la geometría, algo que definitivamente no está de moda en este momento. ¿Estás nadando contra corriente deliberadamente?
RM En realidad no, ¡sólo hago lo que me gusta!

¿Buscas las novedades en horticultura y nuevos cultivares o tiendes a utilizar una paleta de probada eficacia en la plantación?
RM Prefiero lo probado y comprobado a menos que se demuestre que lo nuevo es mejor que aquello a lo que se busca reemplazar.



¿Evalúas el posible mantenimiento de tus diseños, o es algo que dejas a los clientes?
RM Lo intento, pero los jardines de bajo mantenimiento no existen, incluso si sólo hablamos de barrer hojas.

Tus presentaciones implican el uso y la dependencia de programas de modelado 3D, algo que se está generalizando, pero en tu caso es muy explícito y personal. ¿Cómo has llegado hasta aquí?.
RM Por necesidad. Ahora vivo en Londres pero hace una década me mudé a ciento sesenta kilómetros y tuve que encontrar una manera de evitar visitas y reuniones innecesarias. Se puede hacer mucho un dibujo 3D anotado con preguntas o consultas. Además, SketchUp me parece un programa muy liberador, en el que me puedo perder durante horas, dibujando y modelando el jardín.



¿Qué otras herramientas de IT o programas utilizas? ¿Todavía dibujas a mano?
RM No hago nada a mano excepto un boceto inicial muy áspero. Como todo el mundo, utilizo correo electrónico ampliamente, y todas las aplicaciones en mi teléfono para hacer mi vida y uso de mi tiempo más eficiente.

¿Improvisas mucho en la obra?
RM A menudo no queda más remedio, pero siempre vuelvo a la oficina y dibujo las modificaciones para asegurarme de que realmente funcionan.

Durante la Copa Mundial de Jardinería 2012 eras conocido por comprobar personalmente cada unidad de plantación que entraba en tu jardín. De hecho se te vio quitar las hojas secas de cada espécimen de Cosmos y colocar cada uno en su lugar de plantación para ofrecer el mejor aspecto posible. ¿Estás obsesionado con precisión?
RM Hablamos de un TOC (Trastorno obsesivo-compulsivo)? Creo que así tengo que ser.

'Serenity'. Copa Mundial de Jardinería 2012
Has sido nombrado uno de 10 principales diseñadores emergentes del Reino Unido por la revista House & Garden, eres un maestro indiscutible de la jardinería, pero no parece que busques el estatus de Garden Show Designer, incluso habiendo participado en algunos eventos de demostración. ¿Es esto intencional?
RM He tenido mucha suerte con los proyectos "reales" que han llegado a mí, por lo que no he tenido que buscar de manera activa “jardines de demostración” como una forma de obtener publicidad y clientes.

No pareces estar interesado en escribir blogs, artículos, libros o abrumar al público con tu cuenta de Twitter. ¿Está detrás o delante de la ola en lo que respecta a los medios de comunicación social?
RM Estoy demasiado ocupado diseñando y construyendo conseguir jardines para dedicar tiempo a todo eso. Y tampoco mis clientes quieren tener sus jardines a la vista del público.

Representas la quintaesencia de lo Inglés en muchos sentidos, entonces, ¿que que ha significado para ti trabajar en el extranjero? ¿Trae algo nuevo a tu trabajo?
RM Por supuesto, viajar hace que vea las cosas de manera diferente y por ósmosis afecta a mis decisiones de diseño.

¿Podrías decir que hay un perfil determinado en tus clientes, algo que ellos buscan es común a todos ellos?
RM Poseen el amor por los jardines en ausencia del conjunto de habilidades necesarias para crearlos ellos mismos.

Stanhoe Hall, Norfolk, Inglaterra
Algunos diseñadores de jardines se han globalizado, hasta el punto que dirigen grandes equipos que trabajan en proyectos de paisajismo a gran escala. Te gustaría diseñar espacios públicos de este tipo?
RM Si el proyecto capturase mi imaginación, sí, lo haría.

¿Ocasionalmente trabajas en equipo con otros profesionales o diseñadores, o eres un lobo solitario?
RM Todos mis proyectos son una colaboración con el cliente, el arquitecto, el contratista y cualquier otro especialista a bordo. Pueden llegar a ser cualquier número de diferentes personas, sean de diseñadores de mobiliario, de escultores, canteros, etc.

¿Qué sabes de la jardinería o paisajismo español?, ¿del catalán?, ¿Hay algo que te haya inspirado por estas latitudes?
RM Me encanta la obra de Fernando Caruncho.

Pronto visitarás Barcelona para dar una conferencia, ¿hay algo que te gustaría hacer estando allí?
RM Obviamente, ver la obra de Gaudí, salir a tomar algo por ahí y conocer gente!


RICHARD MIERS GARDEN DESIGN
info@richardmiers.com





30 de octubre de 2015

"Big Bamboom". Jardín finalista en el Festival de Allariz 2015

En China, a las plantaciones de bambú se las denomina "Los amigos de la gente". Un bosque de cañas verdes y doradas que invita a adentrarse en él, a descubrir lo que guarda en su interior. El bambú es considerado en muchas culturas como símbolo de una vida longeva, de fortaleza y versatilidad. 

Las características del Bambú y sus beneficios medioambientales son ampliamente conocidos y valorados, de ahí su extensa aplicación. Como por ejemplo en el Jardín: 'Big Bamboom', uno de los 10 jardines finalistas del Festival Internacional de Jardines de Allariz 2015.

"Big Bamboom", de Les Jardiniers Nomades



El jardín Big Bamboom es un gran jardín interactivo donde los visitantes se sumergen en un musical de bambú. En este jardín de percusión se ha utilizando el potencial sonoro de las cañas de bambú y la singularidad de este tipo de plantas para proporcionar un ambiente exótico .




El jardín está rodeado por una valla que es en realidad se trata de un pentagrama musical. Al variar la longitud de cañas de bambú y su separación se modifica su capacidad de resonancia, la valla invitará gente a interpretar una pieza musical mientras pasea .


El centro del Jardín ofrece un espacio relajante. Todos tenemos, en alguna parte de nuestra memoria, el recuerdo de un pequeño xilófono. Aquí adquieren una nueva dimensión, xilófonos gigantes. Estos xilófonos de bambú se utilizan también como instrumentos musicales, pero además como muebles/hamacas donde cada uno puede relajarse y escuchar el tintineo de bambú.



¿Sus conclusiones sobre la participación en el Festival de Allariz?. Lo tienen claro. Comentan sentirse satisfechos con la calidad del trabajo realizado por el equipo del Festival de Allariz . Sin embargo, lamentan el funcionamiento del Festival en lo referente a que participar en el Festival supone un coste económico a los diseñadores. Consideran paradójico que no esté basado en su mecanismo de honorarios para el Paisajista, permitiría una mejora del trabajo de diseño y podría permitir a los equipos invertir sus propios recursos en la fase de implementación que se limita casi exclusivamente a los intercambios de información con la organización.

Indican que han comprobado, a través de sus Jardines en otros Festivales, que la parte más gratificante de un proyecto de éstas características, depende en gran medida de la relación establecida entre la concepción del diseño y su implementación. 'Es por eso que nos gusta invertir nosotros mismos en todas las fases. Lo que no se permite a Allariz'.




Para poder estar informados sobre la publicación de post como el que acabas de leer únete a Paisajes Reales en la página de Facebook y en Twitter (@PaisajesReales). O si prefieres recibir los artículos en tu correo electrónico ¡Suscríbete!.

21 de octubre de 2015

Paisajes Reales con... Collectif Les Jardiniers Nomades

A pocas semanas de la clausura del VI Festival Internacional de Jardines de Allariz 2015, una nueva entrevista a participantes de ésta edición. Desde Francia 'Les Jardiniers Nomades', formado por Stanislas Bah Chuzeville, Richard Mariotte, Arnaud Mermet-Gerlat, Michael de Tourdonnet y Florian Michel.

Detrás de 'Les Jardiniers Nomades' hay una agrupación de jóvenes graduados en Arquitectura del Paisaje de Gembloux en Bélgica.  El colectivo LJN comenta que han tenido la oportunidad de diseñar y construir algunos proyectos principalmente en el contexto de festivales: 'Nos gusta trabajar en proyectos donde se deja gran parte a la creatividad, lo que no siempre es posible en el tradicional trabajo de oficina. Queremos explorar nuevas formas de intervenir los espacios que nos confían, centrando nuestro trabajo en mantener un vínculo entre la localización del proyecto y el diseño, y tratando de establecer una fuerte interactividad con los visitantes'. 

Actualmente desean diversificar sus habilidades a través de nuevas experiencias. Buscando para ello proyectos originales, para enriquecer sus competencias y su cultura en el sentido amplio de la profesión. También indican que por ese motivo les gusta trabajar con personas con diferentes perfiles (arquitectos, diseñadores, artistas visuales...)

Paisajes Reales con... Les Jardiniers Nomades


¿Para vosotros qué es el Paisajismo?
Collectif Les Jardiniers Nomades En el contexto de nuestro colectivo, deseamos salir del marco generalmente impuesto por nuestra profesión (trabajo de oficina). Preferimos los experimentos originales. Es un enfoque divertido que nos permite, sobre todo, probar nuevas formas de abordar nuestro oficio y ampliar nuestro ámbito de competencia.

¿Cuáles son vuestras fuentes de inspiración?
LJN La respuesta puede parecer un poco trivial, pero nuestra primera inspiración es el lugar en el que intervenimos. Es quien generalmente da alma al proyecto y contra el que no se puede ir. En segundo lugar, deseamos asegurar una interacción entre el visitante y el proyecto que trascienda más allá del simple interés contemplativo. Siempre estamos buscando nuevas formas de generar espacios.

Le Jardin Fa-d’eau. Festival Internacional de Jardines de Ponte de Lima, Portugal
En vuestro caso, ¿Cómo es la relación paisajista-cliente?
LJN En la actualidad, trabajamos principalmente en el marco de festivales donde el cliente no es el usuario. Nuestra preocupación está más centrada en el usuario. No obstante cada proyecto es diferente y nuestras experiencias más enriquecedoras son aquellas en que se ha producido una verdadera sinergia entre el cliente y nosotros.

Un olor, un color, un material, una flor, un arbusto y un árbol.
LJN Es complicado, difícil ponerse de acuerdo en el colectivo.

Le Bassin Jardine. Museo de Historia Domaine de Kerguehennec, Bignan, Francia.
 La arquitectura del paisaje es una profesión reconocida y valorada en Francia. Este país forma parte de la historia del paisajismo y del diseño de jardines. ¿Qué oportunidades existen hoy en día en este Francia?
LJN Las experiencias y oportunidades son múltiples aunque a nuestros ojos todavía demasiado limitadas. Por esta razón, nos gusta abrir nuestras áreas de intervención hacia ámbitos que no se restringen a la única concepción 'de espacios verdes'. Es preciso saber permanecer abierto a nuevas experiencias y oportunidades.

Le Syndrome de la Page Blanche. Amiens - Picardie, Francia.
Los Paisajistas en España apenas tenemos peso profesional en nuestro propio sector. En comparación con Francia: ¿Qué creeis que falla?, ¿Cómo nos afecta?.
LJN No conocemos muy bien la situación de la profesión del Paisajismo en España. Sin embargo la práctica profesional a menudo nace de una demanda del público. Es preciso, si el entendimiento de que esto se transcribe en el nivel de los poderes públicos. Desde éste punto de vista creemos que es importante apoyar proyectos culturales (tales como el Festival de Jardines de Allariz), pero también hay que saber abrir nuestros campos de intervención y esforzarnos en ser el actor de nuestro destino.


Collectif Les Jardiniers Nomades
www.lesjardiniersnomades.com


7 de octubre de 2015

Cuando se proyecta una cosa y se construye otra

'Un proyecto es un esfuerzo planificado, temporal y único que se lleva a cabo para crear un producto, servicio o resultado único'. Y en el caso de Proyectos de Jardinería/Paisajismo, tras la ejecución del proyecto, entra de nuevo en juego el factor tiempo que dará forma y carácter a lo proyectado. Fuera de la actuación de la naturaleza y del progreso biológico que conlleva un 'proyecto vivo' no debería de sufrir ninguna modificación por alguien o algo ajeno a todas las etapas de los procesos de estudio previo, y redacción del proyecto de Paisajismo.

El tema de éste artículo es algo que ocurre mucho. No es la primera vez, ni será la última en la que lo proyectado no suele ser reflejado en la realidad. ¿Los culpables?. Podríamos lanzar varias acusaciones:

- El Proyecto de Paisajismo no es un buen proyecto. Entonces al llegar a obra no hay otro remedio que intentar subsanar los errores, que pueden ser muchos y variados. Ésta es la única causa justificada. 
- Cambio de opinión de clientes. Ocurre especialmente cuando se deja pasar mucho tiempo desde que se realiza el proyecto hasta que se construye. ¿Por qué no ponerse de nuevo en contacto con los profesionales?, los cambios serían mucho más acertados.
- Reducción del presupuesto. Bastante frecuente sobretodo cuando la partida destinada al Paisajismo se ve mermada por culpa de Proyecto de Edificación al que va enlazado. 
- Cuando un profesional redacta el Proyecto, y otro profesional distinto lleva la dirección de obra. El segundo profesional con un criterio diferente, no necesariamente del 'sector verde', y con autoproclamado poder... va, y hace lo que quiere. Sí, lo que le da la real gana. ¡Eso no se hace!.

Sospecho que ésto último fue lo que le paso al proyecto que os muestro a continuación. Os pongo en antecedentes con una pequeña introducción.

Paisajes Reales nació hace casi siete años, en todo este tiempo nunca he publicado proyectos propios, ya que trabajo por cuenta ajena, con contrato de confidencialidad. Por ese motivo no especificaré el nombre ni lugar del proyecto que data de 2009, ni aparecerán en las imágenes nada que no sea jardín, de ahí que las fotografías estén tan recortadas. Se trataba del ajardinamiento de una gran zona común destinada al tránsito de usuarios entre edificios con diferentes funcionalidades dentro de una urbanización cerrada. Un gran espacio (6.500 m2) con una fuerte pendiente longitudinal y con la obligatoriedad de cumplir una serie de requisitos técnicos bastante restrictivos y, cómo no, de bajo mantenimiento.


La primera fotografía es la imagen final del Proyecto, la segunda es una imagen satélite pocos años después de su construcción. La tercera es la topografía del espacio. Se ha respetado la geometría, pero a excepción de la alineación de árboles laterales (su disposición al menos) no se ha respetado la vegetación proyectada. 

Quizá la calidad de la imagen no lo permite, pero fijándose bien se puede apreciar un intento de macizo de arbustos. Un intento pobre, ¿parece un pequeño ejemplar cada 2 metros?. Podría llegar a asumir una reducción de presupuesto que no permitiera la plantación de la cantidad correcta de vegetación, pero... ¿qué son esos circulitos?, ¿Y esas plantaciones apoyadas en los caminos tercero y cuarto desde la izquierda?. Si, me temo que se trata de (permitidme) una ida de olla de alguien.

No se trata de un espacio estancial. Nadie pasará más tiempo del empleado en caminar a lo largo por las escaleras o rampas laterales, o a través mediante los caminos que cruzan, algunos de ellos protegidos del sol/lluvia con galerías. El diseño se basaba en las perspectivas creadas gracias a los espacios de circulación, la vegetación y la topografía. Gestionando el movimiento de los usuarios para crear un jardín dinámico.

Supongo que nunca nadie podrá disfrutar del jardín tal y como se diseñó, y no sabremos si hubiera funcionado tal y como se imaginó.

La siguiente imagen pertenece al mismo proyecto. La necesidad de mantener libre una gran explanada para la circulación libre de vehículos de servicio, suministro y vigilancia del recinto configuró el contorno susceptible de ser ajardinado sin suponer problema para el funcionamiento del complejo. Véase la primera imagen: un jardín formal, árboles de bajo porte (requisito impuesto), tapizantes y aromáticas. Véase la segunda... No Coment!.



Espero vuestros comentarios. Gracias por visitar Paisajes Reales.

5 de octubre de 2015

World Flower Garden Show 2015

El pasado sábado 3 de octubre se inauguró una nueva edición del Campeonato Mundial de Jardinería que se celebra en Japón desde el año 2010. 

España estará representada una vez más por Gabino Carballo, paisajista y técnico de proyectos del área de Espais Verds i Biodiversitat de Barcelona, que ya obtuvo una medalla de plata en la categoría reina del mismo certamen en 2012 con el proyecto 'Dragomed Garden'. Recordaréis que Paisajes Reales colaboró en la difusión de la propuesta española, en el siguiente enlace podéis acceder al monográfico dedicado a 'Dragomed Garden'.



Gabino ha sido invitado a participar de nuevo este año por los organizadores del evento, que han modificado el formato de la competición para admitir hasta 25 participantes de todos los continentes, incluyendo profesionales destacados como Desirée Martínez de México, el británico Paul Herbert-Brookes, y el sudafricano Leon Kluge entre otros.

Martínez es paisajista por la Universidad Técnica de Munich, y ha sido presidente de la Federación Internacional de Arquitectos Paisajistas (IFLA), con sede en Bruselas, y miembro del Jurado Internacional de la 7ª Bienal de Barcelona. Su actividad profesional se centra en la restauración de espacios públicos, en la promoción de la sostenibilidad, en proyectos de arquitectura del paisaje, y en diseño urbano y gestión ambiental.

Paul Hervey-Brookes es un popular horticultor y diseñador de jardines Británico que, educado en los prestigiosos Pershore College of Horticulture and The Royal Botanic Garden Edinburgh, ha ganado numerosas medallas en el Royal Horticultural Society Show en Chelsea, Londres, incluyendo tres Best in Shows Awards and People's Choice. Hervey-Brookes ya representó al Reino Unido en el Campeonato Mundial de Jardinería de Japón en 2013, obteniendo medalla de Oro y Best Planting Award, y de Nuevo en 2014 con Best in Show y Best Planting Award de nuevo.

Se da la circunstancia de que también estará presente en esta edición el Sudafricano (pero ahora radicado en Nueva Zelanda) Leon Kluge, ganador del certamen japonés en 2013 con un Best in Show en la categoría Home Garden, por lo que la competición está asegurada.

Otros participantes destacados del ámbito iberoamericano son Fernando Martínez Montaño, arquitecto que representa a Bolivia, Alejando O’Neill de Uruguay y Roberto Silva, un reputado diseñador de jardines que representa a Brasil.

El formato de la competición en esta ocasión consiste en la creación de 25 jardines que representan alguna característica de cada nación representada, ejecutados de manera sencilla y concisa, de forma que el espectador pueda considerar adquirir directamente del organizador el jardín para instalar en su terreno. El evento está organizado por por Kaiso Iwasaki de Gardenia Inc. Con la inestimable colaboración de Yuko Tanabe Nagamura, paisajista japonesa con largo recorrido internacional. El evento se desarrolla en la ciudad temática de Huis-Ten-Bosch en las cercanías de Nagasaki, hasta el 19 de octubre de 2015.

La propuesta española es 'Spanish Summer Garden', aquí un adelanto...






Para poder estar informados sobre la publicación de más post como éste únete a Paisajes Reales en la página de Facebook y en Twitter (@PaisajesReales). O si prefieres recibir los artículos en tu correo electrónico ¡Suscríbete!.

30 de septiembre de 2015

Chelsea Flower Show 2015 y los Paisajes Transportados

Por Gabino Carballo

Hace aproximadamente un par de años escribí una crónica de la edición Centenaria del “Chelsea Flower Show”, conocido coloquialmente en el ramo como “Chelsea”. Un evento escasamente conocido en nuestro país fuera de círculos profesionales relativamente especializados, a pesar de que es un evento único, copiado en numerosas ocasiones, aunque nunca igualado. Es una cita cultural relevante para todos aquellos a los que les interesa conocer los futuros derroteros de la jardinería internacional.



Según alguna opinión, 'Chelsea' es una exhibición idealizada de jardines y paisajes de ensueño, un festival jardinístico donde la ficción sustituye a la realidad. Sin dejar de ser cierto, presentar un proyecto en este festival precisa un generoso presupuesto y un equipo experto en horticultura y construcción ya que implica planificar una compleja logística que puede durar más de un año desde que se inicia el proyecto hasta que se ejecuta, en dos semanas y contra reloj en las condiciones climáticas que toquen. Construir un jardín que será juzgado por la presentación y estado de su vegetación, casi exclusivamente. No hay mucho margen para el error, la profesionalidad y la reputación de todos los participantes está en juego. Chelsea no es para teóricos ni diseñadores de oficina, sino para profesionales enamorados de la horticultura dispuestos a ensuciarse las manos y dejarse la piel por su jardín. 

Un buen ejemplo es el equipo formado por James y Helen Basson, de Scapedesign, un estudio inglés arraigado en la Costa Azul cuyo jardín “After the Fire” fue galardonado con el “Best Fresh Garden” el año pasado y en esta edición competían en la categoría reina de “Show Garden”. Si la propuesta del año pasado giraba en torno al poder de regeneración de la naturaleza y adoptaba la estética del paisaje quemado por un incendio, con el color de la ceniza como leitmotiv del jardín, la propuesta de este año: “Perfumers’ garden in Grasse” patrocinado por l’Occitaine, tal como comenta Fernando Lafuente en su blog para los Viveros Sala-Graupera: “ha sido pensado como homenaje al paisaje de Grasse y a su papel durante la historia en la industria del perfume en Francia. A través de una vegetación mediterránea caracterizada por aromáticas y plantas medicinales, distribuidas a lo largo de muros y caminos de piedra, se recrea una composición de plantas y colores propios de la vegetación espontánea de esta región”.

Perfumers’ garden in Grasse by James Basson. Foto G. Carballo

Perfumers’ garden in Grasse by James Basson. Foto G. Carballo
Perfumers’ garden in Grasse by James Basson. Foto G. Carballo

Efectivamente, de nuevo la propuesta de vegetación se apoya en especies autóctonas de la región mediterránea pero en esta ocasión se acentúan el eco de una jardinería “hiperrealista”, cuyo máximo exponente es el trabajo de la coreana Jihae Hwang. Su propuesta “Quiet Time: DMZ Forbidden Garden”, ganó una medalla de oro en 2012 con un tema cargado histórica, política y sentimientos: su jardín replicaba con asombrosa precisión y realismo la zona prohibida entre las dos Coreas. Aunque, los jueces de Chelsea suelen fruncir el cejo ante los jardines con “mensaje oscuro” en general y los excesivamente vanguardistas en particular, el trabajo de Jihae auguró una tendencia que este año 2015 han consolidado varios participantes, que han utilizado la recreación de paisajes históricos, agrícolas o exóticos como base de su propuesta de diseño.

Además del reseñado James Basson, está el ejemplo de “Sentebale - Hope in Vulnerability”, de Matt Keightley, que ganó una medalla Silver Gilt (superior a la de plata e inferior a la de oro), y el premio del público al mejor Show Garden, con un jardín que en realidad se trataba de un paisaje casi costumbrista de Lesoto bajo el cielo encapotado de Londres. A través de plantas de vivos colores, mezcladas con algunas euforbias, agaves y unas amapolas originarias de esta región. Que el público haya aclamado tan improbable propuesta ya nos dice bastante del giro que está tomando la jardinería popular británica

La propuesta premiada con el “Best in Show” en 2015, el “Laurent-Perrier Chatsworth Garden” diseñado por Dan Pearson y patrocinado por la bodega homónima, también replica con éxito dos segmentos del jardín paisajista creado por Lancelot Brown en los terrenos del Castillo de Chatsworth en Derbyshire. Conocidos como Trout Stream y Paxton’s Rockery, estos segmentos de paisaje elaborados por Joseph Paxton en el siglo XIX al añadir rocallas, complejos cursos de agua en miniatura y vegetación naturalizada no autóctona, sirven a Pearson para recrear una escena de ensueño, de vivo hiper-realismo, difícil de creer aún estando presente, asombro de expertos y profanos. Esta recreación, de gran complejidad en su ejecución, de un paisaje histórico idealizado y recombinado por el estilo de vanguardia propio de Dan Pearson, ha sido recibido con una mezcla de aclamación fervorosa no exenta de cierto escepticismo bien informado.

Laurent-Perrier Chatsworth Garden by Dan Pearson. Foto G. Carballo

Laurent-Perrier Chatsworth Garden by Dan Pearson. Foto G. Carballo


Laurent-Perrier Chatsworth Garden by Dan Pearson. Foto G. Carballo

Laurent-Perrier Chatsworth Garden by Dan Pearson. Foto G. Carballo

El diseñador británico Richard Miers, exponente de un estilo que se puede denominar “clasicismo minimalista” ha calificado la propuesta de Pearson como “paisaje transportado”, un término que tiene su origen en la ciencia etnobotánica y se refiere tanto al método constructivo utilizado para la superficie vegetal del jardín, elaborada a partir de grandes bandejas precultivadas, como al proceso mediante el que los seres humanos han desplazado por el planeta plantas y animales. Un procedimiento ya intuido por J.M. Rubió i Tudurí en su libro “Del Paraíso al Jardín Latino, donde sugiere como las primeras plantas útiles al jardinero paleolítico serían transportadas.

Esta reflexión de Miers sobre la naturaleza de estos jardines de vanguardia me parece valiosa por diferentes motivos. El primero es que el ser humano siempre ha modificado su entorno, no solo por necesidad, sino que también lo han hecho por razones acordes con su cultura, que crea una estética y una percepción de lo que constituye un entorno deseable. La corriente incesante de transporte e intercambio de plantas, que nos ha llevado a desplazar más de 13.000 especies por todo el planeta, es tanto un fenómeno ambiental como cultural que no solo ha sido esencial para nuestra supervivencia, sino que nos ha hecho prosperar más allá de nuestras expectativas.

El segundo motivo es el hecho de que la jardinería es capaz de crear sus propias corrientes estéticas y conceptuales, sin recurrir a otras artes, partiendo de sus materiales de trabajo y de conceptos intrínsecos a la obra en curso, sin recurrir necesariamente a otras artes como referencia.

Este es el verdadero valor de los festivales de jardinería: apreciar jardines que representan tendencias en el pensamiento y sentido de la estética prevalentes en el momento, sea entre los diseñadores, los patrocinadores o el público. Todas estas propuestas, efímeras y necesariamente artificiosas, son contribuciones necesarias al corpus particular y siempre renovado del antiguo arte de la jardinería y merece la pena evaluarlas y fomentarlas como una expresión cultural más.


Nota -  El ovetense Fernando González también ha sido galardonado con la medalla de plata-oro (Silver Guilt) por su trabajo dentro de la categoría correspondiente a "Fresh Gardens", con el jardín Pure Land Foundation, para la entidad del mismo nombre, una entidad sin ánimo de lucro que apoya iniciativas en el campo del arte en general y de la música y el teatro en particular. No es la primera vez que recibe un premio en este evento, ya lo hizo en 2013. Sus personales propuestas no se puede englobar dentro de la tendencia predominante en Chelsea en la actualidad, pero son de gran calidad y hay que destacar que, aparte de su cuidada puesta en escena, sus jardines gozan de un muy detallado diseño de la vegetación, que es uno de los aspectos más valorados por los jueces.
Aún así, no es el primer español en participar y ganar una medalla de oro en la categoría reina, ese honor corresponde a David Cubero que junto a James Wong forma el estudio Amphibian Designs y sus jardines patrocinados por la oficina de turismo de Malasia ganaron una medalla de plata y dos de oro entre 2009 y 2011. ¡Todo un record!.




Artículo de opinión y fotografías realizadas por Gabino Carballo:
- Diploma en Jardinería y Paisajismo. Escuela Castillo de Batres.
- Master in Arts in Landscape Design. The University of Sheffield.
- Máster en Gestión de Proyectos. BES La Salle Barcelona.
 Técnico de Proyectos del Área de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Barcelona. Posee una experiencia de dos décadas en la gestión y diseño de espacios verdes, desde pequeños jardines hasta grandes plazas públicas. Ha trabajado en equipos multidisciplinares tanto en España como en el Reino Unido, donde ejerció durante casi 10 años.

21 de septiembre de 2015

“A la IMAGINE de Allariz”. Jardín finalista en el Festival de Allariz 2015

Hoy comienza el Otoño. Mi estación preferida. Y para celebrarlo os invito a acompañar a Gabriel Ayala a lo largo de todo el proceso creativo que le llevó a diseñar  “A la IMAGINE de Allariz”, uno de los 10 jardines finalistas que están participando en el Festival Internacional de Jardines de Allariz.

“A la IMAGINE de Allariz”, de Gabriel Ayala

¿Qué es la música?... La música es el arte de organizar sensible y lógicamente una combinación coherente de sonidos y silencios, utilizando los principios fundamentales de la melodía, la armonía y el ritmo.
¿Qué es el silencio?... El silencio es todo, la separación que hay entre nota y nota en ese espacio. El silencio es la gran materia. Según el Polaco Goyeneche, los silencios se cantan. La música, son los sonidos en el aire, todo es música según Rodolfo Páez, músico y compositor.

'Fue toda una búsqueda y un gran desafío el incorporar la música al jardín', comienza comentando Gabriel. Finalmente se plantearon el reto fusionando música y jardín, en lugar de integrar el primero dentro del segundo.... es por eso que surge: “A la IMAGINE de Allariz”. El municipio que acoge el Festival fue la base de su inspiración: la belleza del sitio, el territorio, su riqueza natural, cultura, tradición, sus fiestas... esto y mucho más puntualiza Gabriel.

'Buscamos contar una historia por medio del jardín. Lo entendemos como un elemento narrador y no simplemente como un elemento de contemplación.  Nos preguntábamos al inicio de ésta búsqueda… ¿Es posible extraer música a la naturaleza, al jardín?... y la respuesta fue SI. La naturaleza, el jardín, la vegetación, ya tienen música de por sí. Necesitamos entenderlas, descifrar y comprender sus lenguajes, sus sonidos, necesitamos entender los sonidos de nuestra tierra'.

Menciona la arquitectura de Antonio Gaudí, “La naturaleza como inspiración de una arquitectura revolucionaria”, la naturaleza como inspiración de paisajes y jardines revolucionarios e inclusivos.
'Al igual que la música, el jardín necesita de una organización y eso fue lo que hicimos. Trabajamos el jardín con una organización sensible, con una combinación coherente de sonidos florales y pausas materiales. La melodía, la armonía y el ritmo están marcados por el diseño y la combinación de los elementos en dónde el lleno son los sonidos y el vacío son las pausas entre una nota y otra.
De esta manera con la combinación coherente de sonidos y pausas, melodías, armonías y ritmo, logramos fusionarlos y reducirlos a una sola cosa, que es el objetivo final de esta intervención, además de construir un lugar de encuentro de los propios vecinos y visitantes'.



A la fase de diseño previo, Gabriel la denomina: 'la construcción del proyecto'. Construir, viene del latín construere y significa 'fabricar' y struere 'juntar/amontonar'.  'Creo que cada uno es diferente a la hora de la construcción del proyecto'. Gabriel trabaja esta etapa dividiéndola en tres fases: una breve investigación del tema del proyecto, análisis de dos o tres casos de estudio y por último, esa investigación previa y ese análisis bajarlo al tema del proyecto. 'Pienso que desde la primera fase —incluso mucho antes de dibujar la primera línea— la mente del paisajista, ya empieza a construir la idea base de lo que posteriormente dará pie al proyecto'.

¿La música en el jardín?... se preguntó al comenzar el proceso de la construcción del proyecto. El tema llevó a Gabriel a investigar sobre la música, referencias que existían en el jardín, etc. Todo lo anterior le dirigió hacia algo que desconocía; el paisaje sonoro, el paisaje acústico de *Murray Schafer o sobre la imagen sonora de Trevor Wishart. Además, tras el proceso de hacerse constantemente la pregunta: ¿la música en el jardín?; le llevó a descomponer el tema del Festival. Entendió que sería más fácil descomponer por un lado la música, “sound”, Y por  otro lado el jardín, el paisaje, “landscape” . Luego ensamblaría ambas investigaciones. 

Dos frases marcarían las condicionantes para el proyecto:
“Un paisaje sonoro, consiste en eventos escuchados y no en objetos vistos.”
“Un paisaje sonoro, como la fuente imaginaria de los sonidos percibidos.” 
La primera frase condicionaría que el proyecto emulara el sonido de la naturaleza sin la utilización de objetos sonoros “artificiales”.                
La segunda frase prácticamente definió el proyecto; la imaginación. Aquí quedo bien claro que el proyecto debía tener la fuerza y la capacidad suficiente de transmitir todo aquello que vemos, pero que no escuchamos. 'Es bueno recordar aquella frase de Goethe, tan conocida entre los arquitectos; “La arquitectura es como música congelada.” Esto me llevó a la siguiente reflexión; si la música son los sonidos, las pausas son los silencios. Entonces debía de entender ¿qué es el silencio?... **Rodolfo Paez —Fito— (compositor argentino) lo define diciendo; “Que el silencio es todo, la separación que hay entre nota y nota, en ese espacio. El silencio es la gran materia. Los silencios se cantan, la música, son los sonidos en el aire.”

Después de “fabricar” y “amontonar” toda la información, definiciones, condicionantes, etc, el paisajista decidió contar una historia a través del jardín:
Como concepto general del proyecto se consideró la parcela como un gran teatro. He tomado algunos conceptos para narrar la historia: cómo ser, música, jardín, orquesta, director, pasarela, sonidos, pausas, tiempos, público, mariposa, flor, montaña... 
La historia se desarrolla en Allariz, desde la parcela número cuatro. La obra se llama “A la IMAGINE de Allariz”, y en escena se trata de fusionar tres elementos; como ser el paisaje de Allariz —elementos puntuales— la música y el jardín. Estos tres elementos aparecen en escena. La historia arranca desde el acceso, dos grandes arpas musicales nos reciben. El acceso a este teatro floral se realiza por el medio de la parcela y nos recibe una pasarela de recorrido circular que tiene impresa la letra de la canción “imagine”, del gran John Lennon. 
La planta de este gran teatro floral está representado por la fusión entre la flor y la mariposa. De este diseño final se ha decidido trabajar con las siguientes especies vegetales;  Agapanthus africanus, Rhododendron hibrido, Genista porlock y Lavandula  angustifolia.


En el centro de este gran escenario, se ubica el director. Es el que dirige desde el atrio a la orquesta, que en este caso viene a representar la vegetación, el público es el que circula por la pasarela y rota de manera constante. También encontramos algunos instrumentos musicales, que en este caso desprenden notas y sonidos florales.
A la IMAGINE de Allariz, pretende que cada visitante reflexione, contemple, observe, camine, recorra, pasee, se encuentre en armonía y equilibrio, que se sensibilice, que sienta el arte, que entienda y comprenda el valor del verde, el valor del jardín y que todo esto mejora su calidad de vida, es una pequeña muestra para que sienta, cambie y transforme su entorno, su comunidad y por qué no, su país.
“IMAGINE”

Imagina un jardín,  con una variación y una riqueza espectacular…

Imagina un jardín,  que es un deleite para los sentidos…

Imagina un jardín,  conectado con la música, no es difícil hacerlo…

Imagina un jardín,  en donde sientas y vivas el espacio exterior…

Imagina un jardín,  de juegos, búsquedas y hallazgos…

Imagina un jardín,  cubierto de flores, texturas y aromas…

Imagina, tú jardín…

A la IMAGINE de Allariz, Gabriel Ayala 2015



Gabriel, gracias por compartir con nosotros tu proyecto.





Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...