30 de octubre de 2015

"Big Bamboom". Jardín finalista en el Festival de Allariz 2015

En China, a las plantaciones de bambú se las denomina "Los amigos de la gente". Un bosque de cañas verdes y doradas que invita a adentrarse en él, a descubrir lo que guarda en su interior. El bambú es considerado en muchas culturas como símbolo de una vida longeva, de fortaleza y versatilidad. 

Las características del Bambú y sus beneficios medioambientales son ampliamente conocidos y valorados, de ahí su extensa aplicación. Como por ejemplo en el Jardín: 'Big Bamboom', uno de los 10 jardines finalistas del Festival Internacional de Jardines de Allariz 2015.

"Big Bamboom", de Les Jardiniers Nomades



El jardín Big Bamboom es un gran jardín interactivo donde los visitantes se sumergen en un musical de bambú. En este jardín de percusión se ha utilizando el potencial sonoro de las cañas de bambú y la singularidad de este tipo de plantas para proporcionar un ambiente exótico .




El jardín está rodeado por una valla que es en realidad se trata de un pentagrama musical. Al variar la longitud de cañas de bambú y su separación se modifica su capacidad de resonancia, la valla invitará gente a interpretar una pieza musical mientras pasea .


El centro del Jardín ofrece un espacio relajante. Todos tenemos, en alguna parte de nuestra memoria, el recuerdo de un pequeño xilófono. Aquí adquieren una nueva dimensión, xilófonos gigantes. Estos xilófonos de bambú se utilizan también como instrumentos musicales, pero además como muebles/hamacas donde cada uno puede relajarse y escuchar el tintineo de bambú.



¿Sus conclusiones sobre la participación en el Festival de Allariz?. Lo tienen claro. Comentan sentirse satisfechos con la calidad del trabajo realizado por el equipo del Festival de Allariz . Sin embargo, lamentan el funcionamiento del Festival en lo referente a que participar en el Festival supone un coste económico a los diseñadores. Consideran paradójico que no esté basado en su mecanismo de honorarios para el Paisajista, permitiría una mejora del trabajo de diseño y podría permitir a los equipos invertir sus propios recursos en la fase de implementación que se limita casi exclusivamente a los intercambios de información con la organización.

Indican que han comprobado, a través de sus Jardines en otros Festivales, que la parte más gratificante de un proyecto de éstas características, depende en gran medida de la relación establecida entre la concepción del diseño y su implementación. 'Es por eso que nos gusta invertir nosotros mismos en todas las fases. Lo que no se permite a Allariz'.




Para poder estar informados sobre la publicación de post como el que acabas de leer únete a Paisajes Reales en la página de Facebook y en Twitter (@PaisajesReales). O si prefieres recibir los artículos en tu correo electrónico ¡Suscríbete!.

1 comentario:

Gabino dijo...

Tienen razón en su comentario sobre el coste económico para los diseñadores. Siempre que he participado en algún evento internacional, ha sido a cargo de la organización. Pagar por trabajar, no tiene cabida en el mundo profesional y es un planteamiento totalmente equivocado, que denota una inversión de valores en la organización de eventos en España que es una rémora para el desarrollo del sector.
Otra cosa que es mejorable en algunos de estos eventos es que la jardineria no sea una parte central del certámen, que a menudo acaban siendo instalaciones que se hacen pasar por jardines, por decir algo, pero que ni entroncan con el acervo de la horticultura, ni de la industria ni llegan a arte, quedando en ninguna parte.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...